dimecres, 3 d’agost de 2011

El verano de los juguetes muertos, de Toni Hill

Acabo de leerme un libro genial. No voy a entrar en si es un libro "bueno" en su forma, etc. Sencillamente es entretenido, dinámico. Soy madre soltera, tengo mucho trabajo dentro y fuera de casa... y me lo he leído en una semana! He rascado tiempo del transporte público... y de mis horas de sueño!
Los personajes están perfectamente definidos, sobre todo psicológicamente. Aunque algunos estén más descritos que otros, deja perfectamente al lector un margen para que se vaya construyendo un perfil, en todos los sentidos, en nuestras mentes, permitiéndonos en algunos casos prever algunos acontecimientos y sorprendiéndonos en otros.
Las historias se entrelazan, avanzan y retroceden. Pero en ningún momento se pierde el hilo, como pasa en algunos libros, que decimos:
- ¿Perdón? ¿Qué me estás contando ahora?
No quiero avanzar qué temas toca, pero son temas actuales, sobre niñez, adolescencia, juventud y madurez. Temas de todas las edades, actuales, algunos más crudos que otros.
Ambientado en Barcelona, ciudad donde he pasado la mayor parte de mi vida. Pero dudo que se haya tenido que haber vivido en ella para inmiscuirte en las tramas, ya que tanto por lo que se sabe de la ciudad como por las descripciones, se puede hacerse una idea bien buena de la parte rica como de barrios más humildes.
Buen final de la historia y sorpresa en la última página. ¿Habrá una segunda parte? Esperemos que igual o más buena que este libro.
Felicidades, Toni Hill!

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada